buscar

Pages

martes, 10 de abril de 2012

Bonos de la Generalitat


Quizás ya sea un poco tarde, pero toca hablar de los bonos autonómicos.
En concreto ahora hay una emisión de bonos de deuda catalana, aunque hay otras autonomías con emisión pendiente.
Posiblemente, a día de hoy 10 de abril ya este cubierta la demanda dada la acogida que tuvo en la primera semana.
¿Pero qué riesgo tiene?


El gran problema de estos bonos es que están destinados en gran medida a cubrir los intereses de la emisión anterior. Y muy posiblemente se tenga que realizar una nueva emisión en el 2013 y en el 2014 para pagar los intereses de esta deuda.
Solo hay que pensar un poco. Si no se genera más dinero y la crisis continua, ¿a nadie le huele un poco mal esto?

No quiero decir que exista un riesgo enorme, sino que hay que ser sensatos. Para que una autonomía no page tiene que suceder una hecatombe, pero no hay que descartarlo. Como ahorradores, si nos interesa el interés que nos da, lo que tenemos que plantearnos es la cantidad a comprar estos bonos.

Es cierto que desde el 2010 se están emitiendo bonos que se están pagando, y se pagan correctamente. Pero esto no tiene porque suceder eternamente. Es posible una hipotética situación en la que se deje de pagar parte de los intereses. Para una quita de la deuda parcial, la situación es más difícil que se dé. Pero como ahorrador debemos plantearnos el peor escenario. Dos preguntas.
- ¿Podemos vivir sin ese dinero en caso de perderlo completamente?
- ¿Tenemos una garantía casi completa que no vamos a necesitarlo en uno o dos años?

La pregunta importante es la segunda. No podemos recurrir al mercado secundario para vender los bonos. Sería un disparate. Hay que pensar que no tenemos esa opción, no es viable.
Y la primera es para planteársela seriamente, pero sin darle mucha importancia. Si todo nuestro patrimonio son 10000€ y tenemos algunas deudas, como una hipoteca, invertir todo el capital en bonos es una locura.

Por casualidad estaba en una sucursal de “La Caixa” la semana pasada, un par de días después del inicio de la puesta en venta de los bonos. La forma de venderlos era como si fuera un producto suyo. No hay que olvidar que las entidades se llevan un 2% de comisión. En un rato que estuve allí no hubo nadie a quien no se le ofreciera, y al menos 4 personas solicitaron información detallada, un par de ellas formalizaron la compra y otra se llevo la información para solicitar la compra después de pensarlo. Estoy hablando de 30min. Y como se escucha todo, pude comprobar que los importes oscilaban entre 10mil y 20mil euros.

Lo que descubrí era la forma de venderlos. Se vendía como un producto con garantía de la Generalitat. Bueno, pues eso no es garantía ninguna. La garantía es las precauciones que nosotros tomemos y la información que busquemos para indagar sobre la situación de la comunidad que vende estos bonos.
La realidad es que en cada emisión hay más riesgo. Si se sigue emitiendo habrá un punto en el que los intereses no se puedan pagar.
Opciones de que no paguen las hay y la probabilidad es alta. Eso sí, es una posibilidad remota.

- Si, si, pero compro o no compro.

Pues muy posiblemente ya llegues tarde. Se adjudican en orden cronológico, y muy posiblemente la demanda ya este cubierta. Pero si aun te interesa, no veo por qué no. Si tenemos una buena diversificación en nuestras inversiones, el riesgo es bastante asumible.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...