buscar

Pages

martes, 5 de junio de 2012

No quiero perder mi dinero.


Continúa el miedo.
A mi particularmente me gustaría hablar de otros temas, pero es la actualidad y es lo que preocupa a la gente.

Si repasamos los casos de gente que ha perdido su dinero hasta ahora llegamos a una sorprendente conclusión.

Han perdido el dinero por no querer dejar de ganar intereses, o por no querer perder capital bajo ningún concepto. ¡Qué curioso!

Si repasamos los últimos casos de clientes que han perdido lo que tenían, todos los casos tienen un punto en común. Pensaban que invertían en algo que nunca perdía dinero, o que iban a reportarles grandes ganancias. No es necesario generar una lista, todos lo sabemos, pero voy a recordarlo.

Hipotecas sobre viviendas no necesarias. Como opción de inversión, no como necesidad vital.
OPV de nuevas empresas.
Bonos de empresas dudosas.
Deuda subordinada.
Productos de diseño de alto riesgo.

Seguramente me dejo alguno.

Curiosamente no hay casos de clientes que invirtieran en un fondo de inversión y pierdan todo (alguno hay pero son casos excepcionales).

Los fondos de inversión, por su diversificación, y por la forma en la que están gestionados, son la forma más segura de invertir, sobre todo si cumplimos la regla de no poner todos los huevos en la misma cesta.
El problema de los fondos es que pueden perder dinero, pero hay que ver su volatilidad.

¿Qué prefieres? Ganar un 20% aun sabiendo que puedes perder un 5%. O ganar un 4% fijo en cualquier caso sin una garantía real de que no lo pierdas todo.

El miedo de los fondos es ese, que puntualmente produce perdidas, pero es tan sencillo como mantener el fondo por algún tiempo y esperar que se recupere, y si no se mueve todo el dinero a otro fondo, que es bien sencillo.

Lo importante es saber donde invierte. ¿Que invierte en deuda europea? Ejemplo España, Portugal, Italia, Francia, etc… sabemos que puede tener un interés enorme, pero como están las cosas puede perder valor. Nos movemos por ejemplo a un que invierta en EEUU.

¿Que invierte en empresas españolas? Pues nos movemos a empresas de otros países.

¿Y si tenemos miedo a que España se hunda y sea rescatada? Pues nos decidimos por fondos extranjeros en divisas.

Y como siempre hay que olvidarse de esos fondos de diseño de algunas cajas que replican índices o miden la evolución de un indicador y que tienen fecha límite. Normalmente están diseñados para ganar dinero, ellos no nosotros, que no son una ONG.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...